Consejos para ahorrar agua


En Naturarla queremos ser respetuosos con el medioambiente, y por eso os proponemos maneras sencillas de contribuir al ahorro energético. Hoy os queremos dar algunas ideas para ahorrar agua, un bien esencial e imprescindible que a veces malgastamos sin darnos cuenta. Os proponemos algunas maneras bien sencillas para no derrochar agua, y ser así respetuosos con el planeta, además de significar un ahorro para nuestro bolsillo.

No dejar abierto el grifo innecesariamente. Tratemos de evitar siempre ese grifo que se abre inútilmente mientras nos lavamos los dientes, nos enjabonamos las manos o fregamos los platos. Esta agua se pierde sin ningún fin, y si lo evitamos ahorraríamos muchísima agua.

Grifos sin goteo. Es importante comprobar que todos los grifos de la casa funcionan bien y no sufren pérdidas. Si notas que alguno gotea, busca la manera de arreglarlo, ya que por poco que parezca así ahorrarás mucha agua.

Agua fría en la nevera. Para tomar agua fresca, no abras el grifo y la dejes correr. Acostúmbrate a poner una jarra o una botella de agua en la nevera.

Cisterna a media carga. Cada vez que apretamos el botón de la cisterna, estamos desaprovechando muchos litros de agua. Hoy en día, muchas cisternas vienen ya preparadas con botón de media carga, pero hay modelos que descargan hasta 15 litros cada vez que tiramos de ella. Un buen truco es meter dentro de la cisterna un ladrillo o varias botellas de agua, y así reducir el volumen de agua que se desperdicia cada vez.  

Ducha y no baño. Dándonos una ducha rápida, en lugar de un baño que requiere llenar con muchos litros de agua la bañera, conseguiremos un gran ahorro. Y en la ducha, recuerda, cierra el grifo al enjabonarte.

Programa ecológico para la lavadora. Las lavadoras más modernas y concretamente las de clase A, pensadas para ahorrar energía, incluyen programas cortos, para ahorrar agua en cada lavado. Si tu lavadora es más antigua, procura llenar el tambor al completo, ya que por lo menos aprovecharás toda su capacidad.

Llena el lavavajillas. Si tienes lavavajillas, acostúmbrate a llenarlo cada vez que pongas una carga con platos sucios. Y si hay programa ecológico con media carga, úsalo.

Reutilizar agua. El agua sobrante de las jarras de las comidas, o el que sobra después de lavar las verduras, puedes usarlo para regar las plantas. Te en cuenta que muchas veces puedes reutilizar este agua que no queda del todo sucia.

Deja tu comentario

Para comentar tienes que estar registrado en Naturarla.