dulce de leche-


Os proponemos una forma sencilla de hacer dulce de leche. Solo necesitaremos leche condensada, agua y una olla ¡Dependiendo del tiempo de cocción, obtendremos una textura muy diferente! 

1_ Lo primero, necesitamos un bote de leche condensada.

2_ Lo metemos en una olla y cubrimos con agua. Tapamos y llevamos a ebullición.

3_ Después, mantenemos a temperatura baja.

4_ Conforme el agua se vaya evaporando, tendremos que añadir más.

5_ Dependiendo del tiempo de cocción, ¡obtendremos una textura muy diferente!

  • Si dejamos el bote una hora al fuego hora, tendremos un dulce de leche muy líquido que podremos utilizar como topping de frutas o flanes.
  • Si mantenemos dos horas de cocción, conseguiremos una textura más cremosa ideal para crepes, bizcochos o bocadillos.
  • Y si esperamos tres horas, podremos utlizarlo como relleno de tartas o galletas.

Como podéis ver es un proceso largo, pero merece la pena probar con niños. Así podrán ir distinguiendo las texturas a la vez que se inspiran y crean nuevas recetas.

Deja tu comentario

Para comentar tienes que estar registrado en Naturarla.