el plátano

El plátano o banana es el fruto del platanero que pertenece a la familia de las Musáceas, familia que incluye tanto los plátanos comestibles crudos, los bananitos o plátanos enanos y los plátanos machos, verdes o banana para cocinar, estos últimos son más grandes y menos dulces que el resto de variedades de la misma familia. Aunque procede del sudeste asiático, los plataneros se han ido extendiendo a lo largo de los siglos hacia  India, el continente africano, Canarias y finalmente América central y del sur, donde se encuentran los paises con mayor producción en la actualidad. Es un alimento muy importante y básico para los paises en vías de desarrollo junto a otros como el arroz, el maíz o el trigo.

Su sabor y comodidad a la hora de conservarse lo ha convertido en una de las frutas más populares en todo el mundo. Ocupan una posición relevante en el mercado y consumo de frutas en España, situándose el consumo por persona y año en unos aproximadamente 11,5 kilos, ligeramente por encima de las manzanas y solo superado por naranjas y mandarinas. Los datos en cuanto a consumo son muy esclarecedores ya que más del 47% de los kilos de plátano que se consumen en España son adquiridos por hogares con presencia de hijos, sea cual sea su edad y el consumo medio por persona más elevado, alcanzando casi los 19 kilos, lo realizan los hogares conformados por personas retiradas.

 

Propiedades del plátano

Propiedades del plátano

El plátano destaca por su contenido en hidratos de carbono, aunque no debemos temer por su aporte calórico ( poco más que cualquier otra fruta ) ya que los beneficios de su consumo son superiores. Los nutrientes más representativos del plátano son el potasio, el magnesio, el ácido fólico además de la vitamina C, provitamina A y en triptófano. Y  no debemos obviar su elevado aporte de fibra ya que es rico en fruto-oligosacáridos. Salvo excepciones puntuales, el plátano es una fruta apta para todos y en cualquier momento del día ya que sus beneficios nutricionales superan con creces cualquier carencia, de modo que puede ser recomendado para su consumo por la población general, además de para deportistas, embarazadas y lactantes a partir de los 6 meses, de hecho, por su fácil digestión,es una de las primeras frutas que se le ofrece al bebé cuando comienza la alimentación complementaria. También está indicada para combatir casos de inapetencia en los más pequeños por su efecto saciante y aporte en calorías. El consumo de plátano es adecuado en cualquier momento del día, gracias a su facilidad y comodidad a la hora de transportar podría estar especialmente indicado para la media mañana y la merienda, o incluso como recena. Dada su versatilidad y variedad también son perfectos para el desayuno o como acompañamiento de una comida principal.
Así que, ¿plátano en nuestro día a día? Sí , ¡por favor!!!!

 

El plátano

Recetas con plátano

Ya sabemos que el plátano es una de las frutas perfectas para transportar, tienen su propio envoltorio y no puede ser más fácil de pelar y disfrutar. En cualquier caso, si te gusta probar opciones diferentes, échale un vistazo a las siguientes sugerencias:

Desayuno y meriendas con banana

-Sobre un yogur lácteo, soja o coco con canela y una cucharada de semillas molidas o frutos secos para aportar un punto crujiente.
-Machacar el plátano e incorporarlo a tu porridge o gachas de avena una vez que la avena ya esté cocida. Remover y degustar, esto evitará que añadamos azúcar o cualquier otro endulzante calórico o acalórico.
-¿Y qué tal si lo cortamos en rodajas muy finas sobre una tostada de pan integral? Podemos espolvorear con canela, coco rallado, cacao puro, semillas molidas o una cucharadita de polen de abejas. Rico no, delicioso!!!!
-Para realizar tortitas o pancakes saludables con muy pocos ingredientes: plátano, copos de avena o cebada integral y un chorrito de leche o un huevo serán suficientes para realizar unas deliciosas tortitas.

 

tortillas con platano

 

-Y si no podemos renunciar a una galleta, mejor hornear esporádicamente en casa. Con dos ingredientes básicos: plátano maduro machacado y copos de avena conseguiremos un buen resultado y si queremos, podmeos usar varios opcionales: pasas de uva, canela, cacao puro, etc…a los más pequeños les encantará ponerse manos a la obra.

-Como ingrediente fundamental de un pan de plátano: 3 plátanos machacados, 1 huevo, canela y harina de almendra nos permitirán obtener un resultado fantástico. Esta receta sin gluten no dejará a nadie indiferente.

 

Bizcocho de platano

 

-En ensaladas junto a vegetales o en ensaladas de fruto nos aporta su dulzor y sabor característicos.

-El plátano macho también es muy usado en la gastronomía latinoamericana. Uno de los platos más típicos es el patacón o tostón que no es otra cosa que las rodajas gruesas de plátano macho aplastadas y fritas y que se emplea en muchos países como desayuno, a veces acompañado de queso. También se suele servir como acompañamiento de pescados o carnes de pollo o cerdo desmechadas.

Congelar el plátano

Congelar cuando tenemos muchos y están madurando rápido es una solución perfecta. Para ello los pelamos y cortamos en trozos gruesos. Sin necesidad de descongelar con antelación, los podemos incorporar a nuestros batidos, smoothies…También podemos realizar sorbetes y helados caseros, prescindiendo totalmente de edulcorantes.
¡Otros trucos! Unos pocos minutos al horno o a la plancha y obtendremos un verdadero manjar.

Ya nos podemos olvidar de la expresión “el plátano engorda”… Este será un primer gran paso para re-introducir esta maravillosa fruta en tu alimentación o al menos comenzar a verlos con buenos ojos y sacarles el máximo partido en casa, ¡ya que en más de una ocasión son los plátanos los que nos sacan de un apuro!

 

Pan con plátano