Remedios naturales para el dolor de cabeza

Si eres de los que tiende a acumular tensión muscular producto del estrés, es probable que sufras con frecuencia dolores de cabeza o migraña. Esta puede aparecer además por temas hereditarios, bloqueos emocionales, cambios hormonales, ruidos o luces fuertes, cansancio, estrés…Cualquiera que sea la causa de la cefalea o dolor de cabeza, lo cierto es que son molestas. Debilitan nuestra capacidad de concentración y pueden producir náuseas, dificultades para ver… El uso de medicamentos como el ibuprofeno, la aspirina y otros analgésicos para combatir el dolor no es recomendable. Lo ideal, es atacar la migraña en su raíz. Debemos detectar cuál es su origen y eliminarlo. Pero, si no lo podemos evitar, y el dolor se presenta, aprovechemos algunos de estos remedios caseros para aliviarnos.

Remedios naturales para el dolor de cabeza

Hielo

El hielo es un remedio económico, fácil de aplicar y al alcance de todos. Simplemente necesitas una bolsa de plástico hermética, echa en ella varios cubos de hielo y cúbrela con una tela. Luego pon la bolsa sobre la zona con dolor. Es mejor si te acuestas en la cama o estás sentado relajado. Si el hielo se derrite y aún persiste el dolor de cabeza, repite el mismo procedimiento las veces que sea necesario. El efecto suele apreciarse tras unos 20 a 30 minutos de su uso.

Aceites esenciales

Los aceites esenciales de lavanda, menta, manzanilla, albahaca, romero y melisa tienen efectos relajantes. Dilatan los vasos sanguíneos y favorecen la circulación. Para un efecto más rápido, echa cinco gotas de uno de estos aceites esenciales en agua caliente e inhala los vapores. También puedes echar unas gotitas de aceites esenciales en un paño húmedo y ponerlo sobre la cabeza en la coronilla y además rodeando el cuello de forma que alcance los hombros. Notarás un gran alivio.  Y por último, se pueden usar estos aceites en masajes. Lo ideal es diluirlos en aceite de oliva. La dosis es de cinco gotitas de aceite esencial en una cucharadita de postre de aceite de oliva. Mézclalos bien. Y masajea con esta mezcla la base del cráneo, detrás de las orejas, las sienes, la coronilla y el entrecejo o tercer ojo.

Manzanilla

¡La manzanilla es milagrosa! Alivia la migraña o el dolor de cabeza de manera efectiva y rápida. Puedes hacer una infusión bien concentrada de manzanilla (tres bolsitas en 100ml de agua) y beberla durante el día. Irás más relajado que de costumbre. Puedes también preparar compresas de manzanillas: aprovecha las bolsitas húmedas y ponlas sobre la zona que te duele. Retíralas cuando el dolor remita o el sueño te rinda.

Masajes

Masajeando la zona con dolor de cabeza activas la circulación. Busca un masajista profesional y ve de forma regular o aprende técnicas de automasajes. Zonas como las sienes, sobre los ojos (cejas) y en la base de la nariz son realmente sensibles al masaje para aliviar la migraña.

Calor local

El calor aplicado sobre hombros y cuello es muy relajante y elimina los dolores de cabeza. Puedes usar una bolsa de agua caliente, una manta eléctrica o un baño de agua caliente.

Alternar agua caliente y fría en los pies

Mete los pies en un recipiente con agua bien caliente y previamente añade una cucharada de mostaza y cuatro de sal marina. Prepara otro barreño con agua fría y cubitos de hielo. Pon la misma cantidad de mostaza y sal. Cambia los pies por espacio de cinco minutos de un recipiente a otro, hasta que el agua adquiera temperatura ambiente en ambos o se te pase el dolor.

Jengibre

El jengibre gracias a sus propiedades antiinflamatorias y analgésicas es un gran remedio  para el dolor de cabeza. Basta con rallar un trozo de jengibre del tamaño de tu dedo meñique. Introduce esa ralladura en 100ml (una taza) de agua hirviendo. Bebe despacio y a pequeños sorbos.

No tienes que amargarte las horas con dolores de cabeza, prueba estos remedios sencillos y cuéntanos qué tal te han funcionado.