Hoy nos dejamos caer por uno de los países asiáticos más reveladores y punteros en cuanto a gastronomía se refiere, Japón. Son muchos los platos típicos que podríamos mencionar, pero quizás la tempura sea uno de los más significativos. Por eso hoy os invito a que probéis este maravilloso invento de la tempura. El conjunto es lo que vale, por eso, la tempura nos aporta lo crujiente y lo sabroso, el havarti, la cremosidad al estar fundido después de la fritura y el triguero la frescura y el sabor. Y cuidado, tendrá que quedarnos crujiente. Veamos como preparar éste magnífico aperitivo.

Ingredientes para 4 personas

  • tempura de trigueros130 gr. de mix de harinas para tempura japonesa (suele contener harinas de arroz y maíz, evitando las de trigo)
  • 160 ml. de agua muy muy fría
  • 8 lonchas de queso havarti de Arla
  • Espárragos trigueros bien frescos y no muy gruesos
  • Salsa okonomiyaki ( se consigue en tiendas de importación de productos orientales, también se puede hacer pero es muy laboriosa)
  • Aceite de semillas ( girasol, maíz, etc )
  • Snacks de yuca picantes para acompañar
  • Salsa de soja y cebollino fresco (opcional)
  • Sal fina
  1. Lo primero de todo, prepararemos los trigueros con el Havarti. Para ello, lavaremos los espárragos, les cortaremos la parte más fibrosa y los igualaremos. Después, aprovechando que aún estarán mojados les añadiremos un poco de sal fina. Sobre una tabla, colocaremos la loncha de queso y encima el espárrago.
  2. Comenzaremos a enrollar el espárrago apretando bien evitando que quede holgura. Como el Havarti es muy manejable, justo cuando empieces a enrollarlo, puedes apretar un poco el queso contra el espárrago y lograr que se quede pegado. Podrás hacer lo mismo al terminar de enrollarlo. Sólo le daremos una vuelta, lo justo para envolver el espárrago.
  3. Cuando esté, cortaremos el queso sobrante. Repetiremos la acción con todos los demás.recetas con queso Havarti
  4. Una vez tengamos los trigueros listos, pondremos el aceite a calentar. Mientras tanto, prepararemos la tempura. En un bol, echaremos el agua que previamente habremos metido en el congelador sin dejar que se congele. Y encima, añadiremos el mix de harinas.
  5. Con la ayuda de una varilla, removeremos bien hasta dejarla muy fina y cremosa. La trabajaremos hasta que no queden grumos. Si cuando la hayamos hecho, aún no tenemos el aceite listo, la guardaremos en la nevera.
  6. Cuando el aceite esté caliente, sólo tendremos que sumergir totalmente los espárragos en la tempura, escurrir ligeramente y  freír. Para saber cuando está listo el aceite, en freidora serían 165ªC, en sartén, que ni suban rápidamente a la superficie ni que bajen al fondo de la sartén y les cueste subir, en ese punto intermedio es en el que deberemos de trabajar. Cuidado, la tempura no debe dorar como la pasta orly, así que una vez en el aceite, con 1 minuto bastará. Os debería quedar más o menos así:tempura queso
  7. La principal característica de la tempura es su finura, es decir, que si observamos que después de freír, contienen mucha cantidad de masa, deberemos escurrirlos más.
  8. Sólo nos quedará, colocar la salsa en el fondo del plato o en un bol aparte, los trigueros, adornar con un poco de cebollino y acompañarlo con los snacks de yuca picantes, ¡buen provecho!
tempura espárragos queso

Consejos:

  • Si cuando te los comes aprecias que la tempura está crujiente al igual que el espárrago, y el havarti fundido, ponte un diez!!
  • Si quieres españolizar un poco éste aperitivo, prueba a acompañarlo con salsa romesco, le va de perlas.
  • El secreto ante todo para una buena tempura es éste: agua helada – harinas de arroz y maíz – poca pasta en el producto a la hora de freír – no dorar.
  • La salsa okonomiyaki en Japón, se utiliza para aderezar lo que aquí podríamos llamar una pizza japonesa, es decir, una masa con verduras, pescados, carnes, etc y después horneada. Tiene mucho éxito, pero ésta salsa puede dar mucho más juego ya que tiene una paleta de sabores bastante completa, manzana, ciruela, dátiles, tomate, cebolla, especias, jarabe de maíz, salsa de soja, entre otros. también puedes probarla con pescados a la plancha o carnes a la brasa.
  • El adorno que veis encima de los trigueros, son brotes de soja frescos en tempura, ¿no los has probado?, ya tardas.