Pão de Queixo


Sabores del Mundo, ¡me encanta el tema de las recetas de este mes! Mi primera opción era este Pão de Queixo (Pan de Queso) típico de Brasil porque en casa nos encanta a todos, pero pensé que a lo mejor para algunos era complicado encontrar o “Polvilho doce” (harina de mandioca) que es la base de la receta.

Me puse a buscar y ¡tachán!… tenemos la solución al alcance de la mano, ¡solo tenemos que comprar tapioca! Efectivamente, la tapioca, que podemos adquirir en cualquier supermercado, no es más que harina de mandioca en forma de “perlas” para conseguir ese efecto espesante en sopas y salsas. Así que, ya sabéis, si no encontráis harina de mandioca, solo tenéis que pulverizar tapioca en cualquier picadora (yo lo hice en el Thermomix) y listo.

Así que, resuelto el problema, por lo demás la receta es facilísima y deliciosa. Además, los bollitos se pueden congelar y tomar cuando nos venga bien. Se pueden comer fríos, pero en caliente es cuando están realmente en su punto, ¡espero que os gusten!

Pão de queixoIngredientes para 18 bollitos:

  • 250 gr. de harina de mandioca
  • 2 huevos
  • 1 sobre de Finello light para pizza
  • 250 gr. (un vaso) de leche entera
  • 75-100 gr. de aceite de girasol
  • Una cucharadita de sal

Preparación:
Ponemos a calentar la leche con el aceite y la sal. Cuando hierva, la vertemos lentamente sobre la harina de mandioca, que habremos colocado dentro de un cuenco profundo. Removemos lentamente hasta que se asimila todo el líquido. A continuación, agregamos los huevos y el queso rallado y amasamos con las manos hasta conseguir una masa uniforme.

Pão de queijo

Hacemos bolitas, más o menos del tamaño de pelotas de ping pong y las colocamos en una bandeja de horno sobre la que habremos puesto una hoja de papel vegetal (o bien untamos la bandeja con un poco de aceite). Llevamos los panecillos al horno, que previamente habremos calentado a 180º, y esperamos unos 25 minutos (la superficie de los bollitos debe estar ligeramente tostada, pero la parte inferior debe seguir clara).

recetas con queso Brasil

Un truco para asegurarnos de que los bollitos quedan jugosos (aunque yo no lo hago, porque no me parece necesario) es poner un recipiente con agua en el horno mientras cocinamos los panecillos, así mantendremos la hidratación.

Y ya están listos para llevar a la mesa, ¡¡que disfrutéis!! :)

Deja tu comentario

Para comentar tienes que estar registrado en Naturarla.