Skip to content

Focaccia de tomates cherry, albahaca y queso

Ingredientes para 2 focaccias medianas

Tiempo de  elaboración
Dificultad: media

Trucos y Consejos

  • Se podría hacer en versión integral, cambiando la harina de trigo blanca, por harina de trigo integral.
  • Una vez hecha la focaccia, se puede congelar sin problema. Al descongelarla meterla unos minutos en el horno antes de consumir para que adquiera de nuevo ese toque crujiente.
  • Puede servir para acompañar embutidos, quesos, utilizar como pan o para untar patés en ella. Su uso es muy versátil.
  • Para poner el papel de hornear en los recipientes de horneado con mayor facilidad, recomendamos humedecer bajo el grifo el papel, de forma que quedará mucho más maleable y se adaptará mejor al recipiente donde queramos colocar la masa.

Preparación de la Focaccia de tomates cherry

Si os gusta la cocina italiana, y los sabores mediterráneos, esta focaccia de tomates cherry, albahaca y queso os va a encantar. La Focaccia es una especie de pan plano cubierto con hierbas y otros productos. Se trata de un plato tradicional de la cocina italiana que se toma como aperitivo y está muy relacionado con la popular pizza.

En este caso vamos a darle un toque de sabor y color, añadiendo a la focaccia de tomates cherry, un poco de queso y albahaca, para hacer más irresistible si cabe, este plato.

  • En primer lugar ponemos la harina de trigo en un bol, añadimos la sal y el aceite de oliva virgen extra. A continuación diluimos la levadura fresca en un poco de agua templada, de forma que vayamos removiendo con la ayuda de una cuchara y no queden ni grumos ni trozos de la levadura.
  • Añadimos esta levadura diluida al bol y unos 200 ml. de agua. Empezamos a mezclar todos los ingredientes bien y a amasar. Añadimos el agua templada según nos vaya pidiendo la masa y seguimos amasando hasta que se vaya integrando bien. Este amasado se puede hacer como se prefiera; con unas varillas, con las manos o con una amasadora. Hay que tener en cuenta que después de incorporar toda el agua nos quedará una masa algo pegajosa.
  • Una vez terminada nuestra masa, taparemos la masa con un trapo limpio y dejaremos que repose entre 1 o 2 hora s más o menos hasta que doble su volumen. Este tiempo dependerá de la temperatura que tengamos en la cocina o incluso de si estamos en verano o en invierno, ya que a mayor temperatura más rápido fermenterá y subirá la masa.
  • Pasado el tiempo de reposo y cuando veamos que la masa a doblado más o menos el volumen, volvemos a remover la masa con la ayuda de una cuchara, varillas o con las manos. Añadimos la albahaca limpia y picada y 100 gr. de queso rallado mozzarella Arla. Mezclamos bien estos dos últimos ingredientes hasta que comprobemos que han quedado perfectamente integrados en la masa.
  • Ahora vamos a pasarlos a unos recipientes en los que luego hornearemos, así que elegiremos los 2 recipientes donde coceremos la masa, les pondremos papel de hornear o sulfurizado y luego dividiremos nuestra masa en dos para poner cada mitad sobre cada recipiente. Estiraremos bien con la ayuda de una cuchara o las manos impregnadas en un poco de aceite, hasta conseguir que la masa quede bien repartida en el molde hasta todas las esquinas y más o menos con el mismo grosor en todas la superficie.
  • Una vez extendida la masa, cogemos los tomates cherry previamente lavados y los apoyaremos suavemente sobre la masa, hundiéndolos un poco. Taparemos las focaccias con un trapo y dejamos reposar 1-2 horas hasta que vuelva a doblar su volumen.
  • Al doblar el volumen podremos ver como los tomates han quedado perfectamente introducidos levemente en la masa.
  • Una vez pasado el tiempo de reposo, añadimos los 50 gr. de queso mozzarella restante por encima, un chorrito de aceite de oliva y horneamos con el horno precalentado 10 minutos a 250ºC y luego otros 15 minutos a 200ºC. Para hornear colocamos la bandeja con las focaccias en la parte inferior del horno para evitar que se dore mucho por arriba, y si fuese necesario, podemos tapar con papel de aluminio por encima en los últimos 10 minutos.
  • Una vez cocinadas, sacamos del horno, dejamos que se temple 5-10 minutos y ya la podemos cortar a nuestro gusto y consumir. ¡Lista nuestra focaccia de tomates cherry, albahaca y queso!
Nuestro secreto es... 
150gr de queso rallado Mozzarella Arla

Nuestro queso rallado mozzarella Arla pensado especialmente para fundir.¡Te sorprenderá su sabor!

Queso rallado mozzarella
Quizás te interese
patatas gajo
Sándwiches y aperitivos

Patatas gajo con salsa agridulce

Con patata nueva nacional en el mercado, no podía faltar un plato así, y además con una salsa dip casera, fácil y muy rica. Para acompañar estas patatas gajo, prepararemos un dip agridulce con curry, queso mozzarella, bacon y miel. ¡Un plato principal delicioso!