castello_otoño


Hay quien, con la llegada del otoño, empieza a contar días hasta el próximo verano. En Naturarla nos parece que es una lástima pasar 9 meses a la espera del calor, pudiendo disfrutar de las 4 estaciones con lo que cada una nos trae.

El otoño, por ejemplo, es una estación muy especial. La naturaleza se viste de nostalgia y terciopelo, los animales empiezan a preparar el invierno, los árboles empiezan a soltar sus hojas y las personas nos recogemos en nuestros hogares, recuperamos las chaquetas de lana, las botas de agua y los hobbies abandonados durante el verano. Es tiempo de lectura, de bricolaje, de puzzles, de películas, de tocar la guitarra, de pintar cuadros, de tejer bufandas, de aprender idiomas…
También nuestra mesa cambia sus colores: los zumos se convierten en infusiones calientes, las ensaladas y las sopas frías dan paso a los platos de cuchara, en el lugar de los melones estarán pronto las mandarinas y los quesos más suaves pierden su protagonismo con la llegada de los exquisitos quesos azules y los cremosos. ¡La familia Castello vuelve a nuestra mesa para deleitar nuetro paladar!

¿Que todavía no conoces la familia Castello? Tienes todo un invierno para conocer a todos sus miembros. Está el excelente queso Castello Danablu, en sus distintas presentaciones, los exóticos quesos Castello sabores (piña, pimienta, ron y tomate con mozzarella) y esos pequeños caprichos llamados especialidades Castello (Black, Creamy Blue, White, Mild Organic). ¡El que no disfruta con la llegada del otoño es porque no quiere!

Deja tu comentario

Para comentar tienes que estar registrado en Naturarla.